Give your website a premium touchup with these free WordPress themes using responsive design, seo friendly designs www.bigtheme.net/wordpress

25 Nov La formula matemática para preparar la taza perfecta de Café

El café es la segunda bebida más consumida en el mundo después del agua, y posee más de 1800 componentes químicos que la ciencia ha descubierto hasta el día de hoy.  La ciencia y el universo de las matemáticas buscan encontrar la fórmula definitiva para preparar la taza de café perfecta, entre gustos no hay disgustos por lo tanto optimizar una taza de café a partir de  los cálculos complejos es todo un reto, pero investigadores de la Universidad de Limerick y de la Universidad de Portsmouth, han publicado un trabajo en el que analizan los factores como la gravedad que atrae el agua  a través del filtro y el tiempo a la hora de preparar una buena taza de café.   Es bueno aclarar que estos investigadores han medido los procesos que rigen como se extrae el café de los granos en una máquina de filtrado.

Hace un par de semanas, el SIAM Journal on Applied Mathematics publicaba un trabajo de dos matemáticos de la Universidad de Limerick y de la Universidad de Portsmouth en el que analizaban factores como la gravedad que atrae el agua a través del filtro, el flujo y el tiempo.  “Nuestra idea es conseguir un modelo matemático completo de elaboración de café, que se pueda usar para diseñar máquinas de café, como si usáramos una teoría de mecánica sólida y fluida para diseñar coches de carreras”, explicaba a la BBC News el doctor Lee, uno de los impulsores de la investigación.  Según los estudios la clave de todo está en el tamaño del grano, lo que más afecta a la forma en que el café sale de  una máquina.  “Lo realmente sorprendente para nosotros es que hay dos procesos de extracción. Uno muy rápido por el cual el café se extrae de la superficie de los granos y luego hay una caída más lenta donde sale del interior de estos”, contaba el matemático.

 

Moler demasiado los granos puede influir en que el café quede acuoso, mientras que dejarlos grandes puede provocar que quede demasiado amargo. El agua además fluye más rápidamente a través de un lecho de granos grandes por lo que “al estar menos tiempo en contacto con el café, ayuda a reducir la cantidad de extracción también”.  Los investigadores ahora están estudiando cómo se sitúa la cama del café en las máquinas con filtro de goteo: “Esta cama se deforma al preparar el café, por lo que juega un papel importante respecto al sabor”, explicaba el doctor Lee a la BBC News, “eso nos permitiría abordar otro ángulo más: cómo se comporta exactamente según se pone el agua en la cafetera”. Y es que todo influye para dar con la fórmula matemática del mejor café.